Además de solicitarle el divorcio, Beatriz Adriana le reclama la manutención de su hija

Por People Staff
Updated Marzo 28, 2005
Anuncio
Getty Images

Marco Antonio Solís fue demandado por su ex esposa, la cantante Beatriz Adriana, en una corte de California. La mujer, con quien el cantante sostuvo una relación amorosa desde 1983 a 1993 y tuvo una hija, le pidió la disolución de su matrimonio, ya que dice que nunca se divorciaron por la vía legal.

Pero, esto no es todo, ya que las exigencias de la cantante son también económicas. De acuerdo a la demanda interpuesta el pasado 3 de marzo, el intérprete de “Si no te hubieras ido” no cumplió con la manutención que le correspondía a la hija de ambos y solamente le daba el dinero que él creía conveniente, no lo que establecía la ley. Además, la mujer afirma en la misma que el cantante vendió a título de su empresa y sin su consentimiento, unas propiedades que pertenecían a ambos en México y Estados Unidos.

Por el momento, ninguna de las partes se ha referido públicamente al asunto, pero pronto debería haber más noticias, ya que el cantante tiene un mes para responder a la demanda.