Nueva información ha surgido sobre el tobogán acuático Verrückt, donde murió este domingo el niño de 10 años Caleb Schwartz. 

By Mayra Mangal
Updated August 09, 2016
David Strickland/AP

Han pasado dos días desde la trágica muerte del niño Caleb Schwartz en un temible tobogán acuático en Kansas City, y desde entonces, muchos se preguntan ¿Por qué pasó esta tragedia?

El incidente ocurrió este domingo durante un evento privado y esta mañana se supo que el niño de 10 años murió decapitado en su intento por disfrutar del impresionante tobogán, llamado Verrückt -que en alemán significa “loco o “insano”-.

Mientras autoridades del parque dicen que “no se explican” lo que pasó, sus padres –Michele y el representante del estado de Kansas, Scott Schwabhan comenzado una campaña para recaudar fondos en memoria del pequeño Caleb. Mientras tanto, han surgido nuevos reportes sobre el impresionante tobogán que podrían darnos pistas sobre lo sucedido.

RELACIONADO: Niño de 10 años, hijo de un representante de Kansas, muere en tobogán acuático

1) El tobogán es enorme

El tobogán Verrückt mide 168 pies de longitud y para llegar a él los visitantes tienen que escalar 17 pisos (con 264 escalones). Para descender, los visitantes tenían que subirse a balsas inflables que podían soportar hasta 550 kilos de peso. La atracción fue declarada como el tobogán acuático más alto del mundo en 2014, por el Libro de Récords de Guinness.

https%3A%2F%2Fwww.facebook.com%

“>www.facebook.com/plugins/post.php?href=https%3A%2F%2Fwww.f…

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

5) El tobogán alcanzaba velocidades vertiginosas

Según su creador, descender por Verrückt era toda una experiencia. “Todavía me estoy recuperando mentalmente”, dijo bromeando al mencionado diario. “Es como saltar del [edificio] Empire State”, aseguró. “Es la cosa más aterradora que he hecho jamás”. El tobogán alcanazaba hasta 70 millas por horas de velocidad, y contaba con cajas telefónicas para hacer llamadas de emergencia.

Advertisement