La actriz mexicana Ariadne Díaz reconoce que a veces se le olvida que su novio, el actor Marcus Ornellas, es brasileño puesto que en ocasiones es él quien le corrige cuando dice alguna palabra mal. 

Por Moisés González
Updated Noviembre 25, 2016
Anuncio
Credit: Mezcalent.com

A Ariadne Díaz le bastaron apenas unos meses de noviazgo para darse cuenta de que el actor brasileño Marcus Ornellas, que actualmente participa como villano en la telenovela Despertar contigo, era el hombre de su vida y por ende el mejor padre que le podía dar a sus hijos.

“Fue raro. A mí nunca me había pasado una cosa así de llevar tan poco tiempo con alguien y pensar en ser papás”, dijo la actriz mexicana de 30 años meses atrás a People en Español.

Díaz –que comparte con frecuencia fotitos de su hijo a través de las redes sociales– siente mucha admiración por su pareja ya que, como ella misma asegura, siempre está tratando de mejorar.

“Me ha nutrido mucho estar con una persona que todo el tiempo está estudiando, tomando cursos de actuación… Todas esas cosas me hacen obviamente admirarlo mucho y me dan ganas de esforzarme más”, afirmó la artista mexicana, quien graba la telenovela La doble vida de Estela Carrillo.

La actriz reconoce que en ocasiones se le olvida que su novio es brasileño puesto que muchas veces es él quien le corrige a ella cuando dice alguna palabra mal. “Él está siempre tratando de ampliar su vocabulario, buscando cosas nuevas y uno que habla español desde que nació como que ya no”, señaló la también protagonista del melodrama La mujer del Vendaval.

Asimismo, Ariadne asegura que es muy honesta cuando Marcus le pide que opine sobre su trabajo actoral. “Si él me pregunta cómo me viste yo con toda la honestidad del mundo le digo ‘te vi muy bien o no, no me gustó eso, o sí … por supuesto siempre desde un lugar de mucho respeto y admiración”.

Por el momento, la pareja de actores no tiene intención de ampliar pronto la familia.

“Marcus y yo siempre hablamos de dos. Sin embargo no lo sé. Yo estoy muy feliz con Diego y quiero disfrutarlo. De repente siento que tener hijos muy cerca uno del otro hace que no puedas disfrutarlos tanto. El plan llega hasta decir que no queremos más de dos pero igual si nos quedáramos con uno también seríamos inmensamente felices”, señaló Díaz.