Redacción People en Español
May 19, 2017 AT 12:25 PM EDT

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

El cadáver de Kingston Frazier, un pequeño de 6 años, fue encontrado en el asiento trasero de un auto que le fue robado a su madre el jueves en un supermercado de Jackson, Mississippi.

Kingston estaba dormido esperando a su madre mientras compraba algunas cosas cuando dos extraños robaron el Toyota Camry.

Según las cámaras de vigilancia, los ladrones ya habían entrado a otro auto cuando se apoderaron del vehículo donde estaba el pequeño y se marcharon a toda velocidad

Tras la denuncia del robo se emitió una alerta Amber y las autoridades locales rastrearon el área durante varias horas hasta que encontraron el auto cerca de las 10 a.m., hora local, a unas 15 millas de distancia del supermercado donde se produjo el robo. En la parte trasera del Toyota hicieron el trágico hallazgo del cuerpo del pequeño Kingston con una herida de bala.

Hasta el momento la policía ha detenido a tres sospechosos, dos de los cuales fueron aparentemente quienes robaron la camioneta. Dwan Diondro Wakefield y DeAllen Washington, ambos de 17 años, fueron detenidos pocas horas después, mientras una tercera persona que fue identificada como Byron McBride, Jr, de 18, fue detenido alrededor de las 4 de la madrugada, informó el diario local Clarion-Ledger.

Madison County Sheriff's Office via AP

En un desgarrador video se puede ver cómo la familia reacciona devastada ante la noticia de la muerte del pequeño. Su padre, aparece sin camisa y gritando a los policías. Los devastados familiares señalaron que el pequeño se graduaría del jardín infantil el jueves.

 

“Era un gran niño de 6 años. No se puede concebir que suceda algo así, qué tiene la gente en su corazón para hacer eso a un niño de 6 años”, dijo a rotativo el tío del pequeño David Archie. “Incluso si estuviera loco el mundo, no podría hacer esto a un niño de 6 años. Para mí, es el odio. No hay nada por ahí que valga la pena tener una vida de 6 años de edad … Puedo decirte esto, no descansaremos hasta que sean llevados ante la justicia”.

Las autoridades del condado de Madison anunciaron el viernes que pedirán la pena de muerte para los tres adolescentes, que por el tipo de crimen del que son acusados pueden ser juzgados como adultos.

You May Like

EDIT POST