La pequeña de 10 años falleció a tres días de sufrir un accidente mientras esquiaba.
Facebook / Dawn Gard O'Connell
Carolina Trejos
January 05, 2017 AT 08:44 PM EST

Delaney O’Connell, una niña de 10 años de La Grange, Illinois, murió el martes a causa de una lesión en la cabeza que sufrió el día de Año Nuevo después de tomar una lección de esquí en un centro turístico de Michigan.

Según las autoridades, la pequeña aparentemente perdió el control cuando se encontraba sobre la colina y se estrelló contra un árbol.

Delaney fue trasladada al hospital después del accidente, a las 2 p.m. del domingo, pero murió el martes a causa de una lesión cerebral.

El impacto fue tan grande que “rompió su casco y causó una grave lesión cerebral”, escribió su madre, Dawn O’Connell, en un mensaje publicado en Facebook. “Estamos destrozados”.

O’Connell añadió: “La vida nunca será igual para nuestra familia. Extrañaremos a nuestra querida y dulce Delaney todos los días”.

Delaney tomaba una clase intermedia de esquí en la estación Crystal Mountain de Thompsonville junto a otros dos niños y un instructor de esquí certificado, dijo el portavoz del complejo, Brian Lawson, a People.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

La pequeña había asistido a clases de esquí en el mismo resort desde que tenía 3 años y había sido clasificada como un esquiador de nivel 4. “Ella era una esquiadora muy capáz”, dijo Lawson. “Puede que [la colina] le haya cogido ventaja o se haya deslizado un poco. Fue entonces cuando golpeó el árbol”.

Si bien no se sabe qué tan rápida iba la nena, el vocero asegura que hubo una pérdida de equilibrio y que el instructor “hizo exactamente lo que se suponía que debía hacer” cuando inmediatamente llamó para obtener atención médica, según Lawson.

La muerte de Delaney ha sido la cuarta fatalidad en los 60 años de historia del resort y el primer niño que fallece en un accidente. “Es como si hubieran perdido a un miembro de la familia”, concluyó Lawson.

 

You May Like

EDIT POST