September 12, 2017 AT 03:20 PM EDT

Un niño de 11 años y sus padres murieron el martes en una zona volcánica de la Solfatara di Pozzuoli, cerca de Nápoles, al sur de Italia.

Según las autoridades, el muchacho entró a eso de las 11 a. m., hora local, en una zona restringida, cuando aparentemente se desmayó a causa de los gases tóxicos que se desprenden del suelo y cayó al interior de un pequeño cráter.

Sus padres, de 42 y 45 años, trataron de salvarlo, pero el cráter colapsó y también cayeron a su interior. Sus cadáveres fueron recuperados del fondo del agujero de tres metros por los bomberos, quienes dijeron que las muertes fueron por asfixia.

ANSA/EPA-EFE/REX/Shutterstock

El otro hijo de la pareja, de 7 años, sobrevivió porque corrió a buscar ayuda a un bar cercano, donde fue asistido por los empleados.

La familia es de Turín, pero vivía cerca de Venecia y se encontraba de vacaciones cuando la golpeó la desgracia.

CIRO FUSCO/ANSA via AP

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

“Hubo una pequeña explosión o el suelo simplemente cedió a su peso, y cayeron en este agujero”, dijo el portavoz nacional de la brigada de bomberos, Luca Cari.

El cráter en el que se produjo el accidente se encuentra en el campo Phlegraen, una extensa constelación de antiguos cráteres volcánicos frecuentados por escolares italianos y turistas de todo el mundo. Los campos son extremadamente calientes a solo pulgadas debajo de la superficie.

El lugar es gestionado por una empresa privada y abierto todo el año a los visitantes, que pueden ir en una visita guiada o explorar por sí mismos.

You May Like