Kevin Mazur/WireImage.com
People Staff
February 17, 2009 AT 11:00 AM EST

Durante el concierto que Marc Anthony ofreció en Nueva York el día de San Valentín, los asistentes no sólo disfrutaron sus canciones sino que tuvieron un enorme regalo, pues lleno de alegría, el cantante presentó en el escenario a su esposa, Jennifer López, y a sus dos hijos ,Max y Emme, disipando así rumores que señalaban que el matrimonio estaría pasando por una crisis.

“Han habido rumores y quiero decirles algo: tengo otro Valentín, pero está bien, Jennifer entiende y estamos bien y entonces sólo quisiera que la conozcan a ella”, bromeó el cantante de 40 años, luego de haber cantado tres canciones, dejando en suspenso al público del Madison Square Garden, que no comprendía de qué hablaba el artista.

“Ella es la nueva luz de mi vida”, agregó el intérprete de “Tu amor me hace bien” dirigiéndose al backstage; de ahí regresó con su pequeña hija cargada en brazos, junto a J.Lo, quien estaba sosteniendo al pequeño Max, armando así una algarabía total entre los más de 17 mil espectadores.

Luego de permanecer algunos segundos en la tarima y ante los aplausos de su público, el cantante entregó su hija a Jennifer y, ésta, muy sonriente y cargando a ambos pequeños, se despidió de la gente, que disfrutó de un recital donde Marc interpretó sus mayores éxitos.

El próximo 21 de febrero los pequeños cumplirán su primer año de vida.

You May Like

EDIT POST