GETTY IMAGES
Ernesto Sánchez / NYC
February 24, 2008 AT 08:00 PM EST

Pocas veces la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas sorprende como lo hizo durante la entrega número 80 del Oscar.

Y es que haber premiado a una película independiente como No Country For Old Men como la Mejor Producción del Año; darle la estatuilla a Marion Cotillard, una joven extranjera por una interpretación en francés como la Mejor Actriz Protagónica del Año; y sorprender con un galardón a Tilda Swinton por su desempeño como Mejor Actriz de Reparto en Michael Clayton, requiere muchos pantalones.

Si bien la alfombra roja del evento –al menos la televisada– pasó más que desapercibida, la ceremonia fue una de las más ágiles, interesantes y mejor escritas de los últimos años.

El humor de Jon Stewart sin duda ayudó a que el evento que duró 3 horas y 20 minutos, se pasara volando.

Desde sus bromas en referencia a la huelga de escritores, al iPhone para ver Lawrence of Arabia en widescreen, y su premio a la Mejor Embarazada a Angelina Jolie, el conductor se aventó un 10 con sus discursos.

No corrió la misma suerte Katherine Heigl, quien desbaratándose de los nervios presentó la categoría de Mejor Maquillaje.

Como era de esperarse, en las ternas de actuación, el premio al Mejor Actor de Reparto fue a parar a las manos de Javier Bardem por No Country For Old Men.

El actor de 38 años que empezó su discurso de aceptación en inglés, de repente decidió hablar en español para agradecer el premio a su mamá: “Mamá, esto es para ti, para tus abuelos, para los cómicos de España, para España y para todos nosotros. Muchas gracias”.

Tilda Swinton, quien ganó como Mejor Actriz de Reparto por Michael Clayton causó la risa de la audiencia al asegurar que “esta estatuilla es la viva imagen de mi agente, desde la forma de su cabeza, hasta el trasero, así que este Oscar va para ti” y al referirse a su compañero, George Clooney, como si se comportara como Batman.

La gran sorpresa de la noche la dio Marion Cotillard. La actriz francesa de 32 años que le dio vida a Edith Piaf en La Vie En Rose se quedó en shock cuando escuchó su nombre como la Mejor Actriz Protagónica del año.

“Oliver Dahan (director del filme), eres lo máximo. Gracias vida, gracias amor, en esta ciudad no hay duda de que hay ángeles”, dijo entre lágrimas.

Daniel Day-Lewis recibió el premio al Mejor Actor Protagónico del Año por su rol de petrolero ambicioso en There Will Be Blood entre una lluvia de aplausos.

El actor se hincó frente a Helen Mirren, quien le entregó el Oscar, pues “es lo más cercano que estaré de que me nombren Caballero”, bromeó Day-Lewis.

Los hermanos Joel y Ethan Coen recibieron triple premio, como Mejor Guión Adaptado, Mejor Dirección, y finalmente, Mejor Producción del año, por su obra No Country For Old Men.

Entre otros ganadores, Ratatouille fue la Mejor Película Animada; Diablo Cody, la mejor guionista original por Juno; y la Mejor Película Extranjera –presentada por Penélope Cruz– fue The Counterfeit, de Austria.

You May Like

EDIT POST