Getty Images
Andrés Martínez Tutek/NYC
May 21, 2010 AT 03:00 AM EDT

Anoche la Gran Manzana brilló más que nunca, pues Nueva York se convirtió en la tierra de decenas de celebridades que asistieron a la fiesta de Los 50 más bellos de PEOPLE EN ESPAÑOL y, además de lucir lo mejor de sus roperos al caminar por la alfombra, disfrutaron de una velada que estuvo como para alquilar balcón en la que el amor y la amistad fueron los protagonistas.

Maite Perroni se reencontró allí con su amigo Christian Chávez y aunque los dos suelen verse a menudo en México, pasaron la mayor parte de la noche juntos, abrazándose y mostrando su cariño, mientras varios de los invitados aprovechaban el momento para tomarse una fotografía a su lado para el recuerdo.

“Es que yo a Christian lo quiero mucho y cada vez que nos vemos la pasamos de maravilla”, nos dijo la protagonista de la telenovela Mi pecado mientras le daba un beso en la mejilla al ex RBD, a quien vimos con un look más sobrio.

Pero las muestras de amor no terminaron allí, pues como si la noche hubiera hecho un conjuro para despertar ese bello sentimiento entre nuestras luminarias, minutos después llegó muy sonriente la escultural Jacqueline Bracamontes de la mano de su novio, Martín Fuentes, alborotando a las levymontes (su club de fans) que la esperaban afuera del salón.

“Estoy muy enamorada y este es mi galán”, afirmó la actriz mientras su amado no paraba de besarla y mostraba el orgullo que le producía haber echo un pacto con Cupido para robarse el corazón de la ex reina de belleza.

Mauricio Ochmann también siguió el ejemplo de sus colegas, pues todo el tiempo estuvo junto a su novia, la actriz Adriana Campos, derrochando amor y hablando de lo feliz que se siente por haber caído rendido ante la belleza de la colombiana.

MIRA LOS MEJORES MOMENTOS DE LA FIESTA

Otra que se robó las miradas no sólo por su elegancia y estilo sino también por sus ojos de amor fue la legendaria Lupita Ferrer, quien presumió a su compañero sentimental, a quien paseó por la fiesta como una adolescente enamorada.

Emilio Estefan también estuvo muy cariñoso con la presentadora María Elena Salinas y con Lili Estefan, quien a pesar de haberse torcido un pie esquiando, llegó a la fiesta cargada por dos guaruras y con una férula adornada con bling bling.

Y justo cuando comenzó a sonar la canción “El amor”, como por arte de magia Tito el bambino se convirtió en el rey de la pista, pues las finalistas de Nuestra belleza latina se abalanzaron hacia él y le sacaron sus dotes como bailarín.

De las concursantes de este show de telerrealidad, vimos a Rossibel Mateo, quien estuvo un poco distante de sus compañeras, especialmente de Tatiana, con quien mantuvo tensas relaciones en la Mansión de la belleza, pero al final de la noche se sumió en un abrazo con Bárbara, quien le deseó suerte en su carrera.

Víctor Noriega no ocultó su molestia por no haber sido escogido como uno de los 50 más bellos de PEOPLE EN ESPAÑOL y se comprometió a seguir bajando de peso para que el próximo año lo consideren en la lista.

Otras celebridades como la Miss Universo Stefanía Fernández, Gaby Espino, Satcha Pretto, Daisy Fuentes, Carmen Dominicci, Giselle Blondet, Melissa Marty y Rashel Díaz, también brillaron por su simpatía y belleza. Armando Correa, director editorial de PEOPLE EN ESPAÑOL, las recibió y convivió con ellas.

La gran ausente de la noche fue la colombiana Sofía Vergara, quien dejó esperando en el hotel al auto que le habíamos enviado y se perdió así de una fiesta maravillosa en la que, usando el lenguaje de uno de nuestras celebridades, el pelotero Sammy Sosa, PEOPLE EN ESPANOL se anotó un home run y Nueva York brilló con luz propia celebrando a sus 50 bellezas hispanas del 2010.

You May Like

EDIT POST