mhpixs.com
People Staff
January 27, 2006 AT 12:00 PM EST

Muy enojada con Raúl de Molina y la prensa en general está Sissi. La modelo cubana citó a los medios en un restaurante de Miami para aclarar su supuesto rol en la deportación de la modelo argentina Dorismar.

Una hora tarde, vestida de negro y acompañada de su madre y su abuela, llegó la modelo a la cita en la que negó haber denunciado a Dorismar al servicio de inmigración. “Ésta es una broma de muy mal gusto que se ha convertido en un rumor que tomó dimensiones de escándalo hasta aparecer en la primera plana del reconocido y respetado periódicoThe Miami Herald-El Nuevo Herald“, dijo en un tono desafiante y molesto. “Hoy me encuentro delante de ustedes para dejarle saber a todos que este rumor es absolutamente falso”.

La molestia de Sissi surgió cuando Raúl de Molina comentó en broma en El gordo y la flaca (Univisión) que Dorismar había sido deportada porque la ex modelo de Don Francisco la había denunciado. ¿La razón? El conglomerado de camiones que contrató a Sissi para su calendario del 2006 –y que actualmente la está demandando por problemas en la producción de éste– le ofreció a la argentina ser su rostro exclusivo y aparecer en su calendario del 2007. Después del comentario del animador, la artista cubana desmintió en más de una oportunidad esos dichos, pero esta semana The Miami Herald publicó en su primera plana una nota acerca de la deportación de Dorismar en la que citaba las especulaciones. Eso fue lo que desencadenó la furia de Sissi.

“Como inmigrante que también estuvo ilegal unos años de su vida [en México], estoy ofendida no sólo por la propagación de tan falsos rumores que comenzaron como una supuesta broma, sino también por la explotación de la prensa para la triste situación por la que está pasando Dorismar”, continuó. “No tengo absolutamente nada que ver con el caso”.

Para confirmar sus declaraciones, Sissi dijo que había invitado a Dorismar a participar en la conferencia de prensa telefónicamente desde Argentina. “Ella no quiso hacerlo, la razón no la sé. Pero yo estoy aquí dando la cara diciéndoles por favor no me vinculen con Dorismar, no tengo nada que ver con ella ni con su caso. Esos dichos fueron confirmados por una carta de Michael Feldenkrais, abogado de la argentina. “La deportación de Dorismar no ocurrió porque alguien la denunció. (…) Ni Dorismar, su manager o yo hemos dicho que Sissi tuvo participación en esto”.

Y para terminar, la cubana pidió una disculpa de la prensa, especialmente a De Molina. “Pienso que él debería haberse comunicado conmigo, creo que lo mínimo que pudiera hacer él es decir públicamente que fue un error que cometió. Disculparse públicamente en el show que lo ven millones de personas a nivel nacional e internacional”. Y a pesar de su molestia, su abogado dijo que no planean demandar al Gordo. ¿Qué dirá él?

You May Like

EDIT POST