Getty Images
Pilar Sopeséns
August 06, 2013 AT 03:44 PM EDT

Puede que sea un ícono de estilo, pero la protagonista de Sex and the City, Sarah Jessica Parker, jura que no es tan fashionista como solía ser, ahora que pasa más tiempo con sus hijos. 

“Ya no me arreglo tanto”, confesó la actriz de 48 años al diario británico Daily Express. “Hoy en día tengo suerte si salgo a casa de algún amigo. La mayor parte del día la paso como madre, lo que requiere un vestuario completamente distinto”.

“Aunque aprecio la ropa bonita, no estoy tan pendiente de la moda como la gente supone”, aseguró la estrella.

Sería muy duro estar vestida como Carrie Bradshaw mientras actúa en su papel principal de madre de sus hijos James Wilkie, de 9 años, y las gemelas Tabitha y Marion Loretta, de 4, quienes, la actriz bromea, le ayudan a mantenerse en forma porque “son como pesas para los brazos”.

“Creo que no estoy en tan buena forma actualmente”, apuntó la exbailarina de ballet y auténtica devota del yoga. “Tengo que entrenar mucho más duro. El cuerpo simplemente no vuelve tan rápido a la forma que tenía en mis 20”.

Y cuando se trata de la rutina de belleza, SJP tiene un sencillo mantra. “Creo en comprar tantas cremas antiedad como sea posible”, reveló. “Usa cualquier crema que diga [en el frasco] ‘eliminación’ en letras grandes y llamativas. Tengo una fe ciega en Garnier Ultra-Lift cream, se enfoca en las arrugas y la resequedad, a la vez que es realmente barata”.

You May Like

EDIT POST