Robert Cohen-Pool/Getty Images
ncastro
August 25, 2014 AT 08:10 PM EDT

Cientos de personas se dieron cita en la iglesia bautista Friendly Temple Missionary, en St. Louis, Missouri, donde se llevó a cabo este lunes el funeral de Michael Brown, el joven afroamericano de 18 años cuya muerte a disparos de un policía generó graves disturbios en la localidad de Ferguson.

“Michael Brown no quiere ser recordado por una revuelta. Quiere ser recordado por ser quien hizo que Estado Unidos debata cómo debe ser la policía [en este país]”, dijo el reverendo Al Sharpton en su intervención en el servicio religioso.

RELACIONADO: Kim Kardashian publica una carta abierta en contra del racismo y del odio

“Las políticas de este país no pueden quedarse sin respuestas”, añadió. “No sé cuánto tardará la investigación, [pero] la justicia llegará”, advirtió el líder afroamericano.

Pese a ir desarmado, Brown fue baleado a plena luz del día el 9 de agosto por el policía Darren Wilson, de 28 años, quien fue suspendido de sus funciones mientras se investiga el incidente.

Según versiones policiales, el agente efectuó los disparos luego de que el joven tratara de arrebatarle el arma. Sin embargo, algunos testigos aseguran que el policía disparó pese a que el joven tenía las manos arriba.

El suceso causó un grave malestar en la comunidad afroamericana local, que desde hace dos semanas lleva prácticamente manifestándose diariamente contra la policía, cuya violenta respuesta original a las protestas aumentó aún más la tensión a ojos de sus críticos. 

REGÍSTRATE AQUÍ PARA RECIBIR NUESTRO BOLETÍN   

 

 

You May Like

EDIT POST