Cortesía KDKA-TV Pittsburgh
jclar
April 09, 2014 AT 01:46 PM EDT

Un estudiante de 16 años, identificado por la televisión local como Alex Hribal, hirió a 20 personas con dos cuchillos en la escuela secundaria Franklin Regional High School de Murrysville, Pensilvania, temprano durante la mañana de este miércoles, reportó la policía. 

A las 3:00 p.m., cuatro estudiantes permanecían en condición crítica tras sufrir “cortaduras impresionantemente grandes” de más de una pulgada de ancho y “múltiples pulgadas” de profundidad, dijeron los doctores en los hospitales que atendieron a los heridos. 

Hribal, estudiante de segundo año de 16 años, identificado por la estación televisiva local KDKA, aterrorizó al estudiantado antes de comenzar el día escolar, pasando con sus cuchillos por varios salones de clase en la escuela de Murrysville, una comunidad a 18 horas el este de Pittsburgh. 

Los heridos sumaron a 19 estudiantes y un adulto que funge como guardia de seguridad.

El guardia había tratado de apaciguar al adolescente quien, según reportes, estaba armado con dos cuchillos “de cocina” que medían de 8 a 10 pulgadas.

Testigos afirman, según reportó el diario neoyorquino Daily News, que el joven “no lucía expresión” en su rostro, atacando a un estudiante de primer año y punzándolo en el pecho antes de levantarse y correr despavorido por el pasillo. 

Nate Moore, de 15 años, vio el ataque y trató de detener a Hribal, quien entonces le cortó la cara. Le tuvieron que administrar 11 puntos en el hospital. “Todo ocurrió tan rápido… sentí como si me hubiera dado con un trapo mojado, porque sentí la sangre en mi cara. Brotó hacia mi frente”, dijo el estudiante. 

Sam King, director de la escuela, detuvo al joven, apretándolo contra el suelo hasta que llegó la policía. 

El hijo de King informó a AP que su padre fue atendido en el hospital, aunque no sufrió cortaduras. 

El doctor Chris Kaufman, director de la división de trauma del Forbes Regional Medical Center, describió las heridas de las víctimas. “Son grandes, según lo que visto. Hasta una herida con un picahielo puede ser mortal. Pero estas son punzadas impresionantemente grandes”. 

“Algunos de estos pacientes podrían requerir múltiples cirugías para superar sus heridas. Nos ocuparemos de ellos hora tras hora, pero en una semana tendremos mejor idea de cómo los pacientes superarán lo ocurrido”, agregó Kaufman.

Mark Rubino, director principal del hospital Forbes, dijo que los ataques siguieron un patrón consistente, siendo dirigidos a la parte inferior del abdomen, en donde causan gran daño a los órganos. 

Por la mañana, cuatro pacientes habían sido llevados al hospital en helicóptero. Ocho fueron llevados al hospital Forbes de Monroeville —un adulto y siete pacientes entre las edades de 15 y 17—. Otros pacientes fueron llevados a los hospitales UPMC East en Monroeville, UPMC Presbyterian y Allegheny General en Pittsburgh.

You May Like

EDIT POST