ntx fotos
People Staff
February 28, 2007 AT 05:00 PM EST

NO CESA Gabriela Tatto, la chica que demandó en julio pasado a Alejandra Guzmán por despido injustificado, no ceja en su intento por obtener justicia. La ex asistente de la roquera mexicana presentó en Monterrey, México, pruebas para demostrar su relación laboral con Guzmán, quien al parecer, niega haber trabajado con ella. Tatto exige 3.5 millones de pesos mexicanos (unos $272,000) para compensar las agresiones y despido por parte de Guzmán ocurridos en Puerto Rico. Por su parte, los abogados de la artista, siguen negando que Tatto fuera su empleada. El caso continuará.

DE VUELTA Tras una ausencia en la arena pública, la presentadora cubana Myrka Dellanos vuelve a ser noticia. La ex de Luis Miguel será la portavoz de la compañía de muebles Rooms To Go, con base en la Florida. “Estoy muy emocionada de formar parte de este equipo”, comentó Dellanos en un comunicado emitido por la empresa este miércoles. “Me encantará poner mi granito de arena en el proceso creativo, un campo que siempre me ha apasionado”. La iniciativa incluirá campañas publicitarias y filantrópicas a nivel nacional.

CASO CURIOSO José Feliciano podrá ser invidente, pero a la hora de elegir sus gafas sabe muy bien lo que quiere. Por eso, y cansado de usar anteojos que no le funcionaban, el cantante puertorriqueño de 61 años decidió lanzar al mercado sus propios diseños: “”Yo soy no vidente físicamente, pero mentalmente me considero un visionario”, dijo Feliciano a la agencia informativa AP sobre la nueva línea que se llama Reflections. Las gafas se venderán en Puerto Rico y otros estados y llevarán inscrito un certificado de autenticidad en sistema Braille.

SE LAVA LAS MANOS Adriana Barraza se distanció de la enorme polémica que se ha generado tras la carta que el director Alejandro González Iñárritu publicó en una revista mexicana anunciando el fin de su colaboración con el guionista, Guillermo Arriaga. Y es que aunque la nominada al Oscar como Mejor Actriz Secundaria firmó la misiva junto a Gael García Bernal y Gustavo Santaolalla, ahora dice no quiere “que se genere ningún conflicto” por el documento. “Me parece que todos hicimos un trabajo en equipo y así se debe reconocer”.

You May Like

EDIT POST