Media Connection
Vicglamar Torres / NYC
September 08, 2010 AT 03:00 PM EDT

  Paulina Gálvez es hija de dos economistas y bailarina de flamenco profesional, quien llegó a bailar al lado de grandes figuras como Joaquín Cortés. Sin embargo, esta chilena criada entre España, República Dominicana y Chile, decidió desarrollar sus cualidades dramáticas e incursionó en la actuación.

Actualmente la actriz le da vida a Catherine, una agente de la DEA que combate y persigue a los narcotraficantes en El Cartel II (Telemundo). “Esta segunda parte de la serie muestra más la parte humana de los personajes. Siento que se resaltan más los conflictos personales. Hay un trabajo más interior”, comentó la actriz de 41 años. 

De hecho,  su propio rol deja ver un poco más a la mujer que a la agente federal. Esta vez se siente más como cierta tensión romántica entre ella y otro agente de la DEA.

“Son personajes que pasan mucho tiempo juntos. Dentro de la soledad en la que ambos  viven, se siente como cierto romance frustrado entre ellos”, comenta la actriz, quien asegura que ha tenido la oportunidad de trabajar en distintos países y siente que cada uno tiene su encanto y sus diferencias.

Sin embargo, con relación a Colombia asegura que: “los colombianos saben contar muy bien sus historias. De hecho, me atrevería a decir que donde se están produciendo las mejores series dramáticas en este momento.”

Reconoce que en los últimos tiempos se ha dedicado un espacio a las teleseries que tocan temas más reales y sobre todo que giran en torno al tema del narcotráfico, lo cual en su opinión está bien porque son historias más reales, más llenas de verdad.

“Ya la gente no se come el cuento de las princesitas. La ‘narconovela’ ayuda a entender ese mundo que muchísima ignora por completo. Me parece fantástico que la audiencia vea más realidad. Con esto, no digo que el melodrama tradicional no tenga lugar, pero en lo personal me siento más cómoda [trabajando] en historias más reales”.

Además de la televisión Paulina Gálvez ha trabajado en cine y teatro y, en todos los medios le gusta  demostrar sus cualidades histriónicas. Eso sí, solamente pide dos cosas: “que la historia esté bien contada. Que tenga elementos que me atrapen y me emociones y que el personaje me parezca interesante.”

   

You May Like

EDIT POST