The Crossover Agency
Mirtha Peña / NYC
November 18, 2009 AT 12:05 PM EST

Sumergirse en nostalgia y rodearse de buenos amigos fueron los ingredientes perfectos para elegir y grabar los temas de “Amante de lo ajeno” (Warner Music Latino), la segunda producción como solista de María José, ex Kabah. Y es que todas las canciones son éxitos de los años ochenta, época que según cuenta, fue la que la formó musicalmente. “Me encantó esa etapa. Fue una década que me marcó”.

En el disco, la mexicana de 33 años interpreta once temas inmortalizados en aquel entonces por famosas como Lucía Méndez (“Mi amor amor”), María Cochita Alonso (“Acariciame”), y Daniela Romo (“Adelante corazón”), entre otras. Y a pesar de que en México con su primer sencillo “No soy una señora” (originalmente de la cantante peruana Melissa), se colocó en los primeros puestos de popularidad y ganó un disco de oro por las más de 40 mil copias vendidas, La Josa, como cariñosamente le llaman sus fans, no tiene planes de detenerse.

En el tintero para el próximo año está terminar sus presentaciones por su país natal y empezar una gira de conciertos por Estados Unidos. Tarea que, juzgando por la excelente recepción del público, seguro no le será difícil. “Fue un acierto. No solamente la comunidad gay me ha adoptado pero también la nueva generación que no conocía esta canción y ahora hasta me mandan sus vídeos en YouTube interpretando ‘No soy…”, asegura la artista quien este año abrió el concierto de la cantante Rihanna en Ciudad de México. “Es una canción con mucha fuerza”.

¿Por qué elegiste grabar un disco de cóvers?
Esta idea fue a raíz de El show de los sueños, en el que estuve. A la vez que planeábamos hacer el disco estábamos buscando canciones para el show y nos encontramos con que había grandes canciones que podían ser interpretadas en un disco de cóvers de los ochenta y de puras mujeres. Digamos que es como un homenaje a las mujeres de los ochenta.

¿Cómo escogiste las canciones?
Los ochenta aquí en México eran muy musicales, entonces estuvo divertido y difícil a la vez. Divertido porque íbamos recordando canciones con mi equipo de trabajo que son mis amigos de toda la vida y nos preguntábamos ‘¿te acuerdas de esta canción y te acuerdas de esta otra?’. Y difícil porque efectivamente hay muchísimas canciones pero nos fuimos por las que no dieron más nostalgia.

¿Cuál canción te costó más trabajo interpretar?
Fue “Y aquí estoy” de Ana Gabriel. Cantarla me devasta emocionalmente. Es una canción muy fuerte y vocalmente exigente. Y como es tan conocida por la gente, tenía que sonar diferente, tenía que sonar a María José y no a Ana Gabriel. No importa cuántas veces la haya cantado, cada vez que lo hago trato de hacerla mía.

¿Con quién te gustaría hacer un dueto?
¡Con quien se deje! (risas). Me gusta mucho la voz de Natalia Jiménez de La Quinta Estación. Creo que haríamos un dueto padre. También me gustaría colaborar con Ricardo Arjona, Emmanuel, Yuri y la mismísima Ana Gabriel. Es padre poder navegar por varios géneros. Eso para mí es mágico.

Han pasado cuatro años desde la separación de Kabah. Profesionalmente, ¿cómo describes a la María José de hoy?
Han habido muchos cambios. Cuando estaba en Kabah estaba con mis amigos y viajaba con ellos y la carga era mucho más liviana. Pensábamos que estábamos trabajando muchísimo, estrés no me pegaba tan fuerte y yo no sabía de cosas como la gastritis hasta que empecé como solista (risas). Ahora que estoy sola sí creo que estoy trabajando. Ya crecí. Es muy bonito y es parte de graduarse.

Y del corazón, ¿cómo te encuentras?
Estoy casada y mi marido es un apoyo absoluto en mi carrera. Me siento plena. Es maravilloso tener amor. Todavía no tenemos hijos pero espero que pronto venga algún bebé en camino. Soy muy maternal con mis amistades, con mi pareja, con la gente que está a mi alrededor. Hoy por hoy me siento más mujer que nunca. Creo que los treinta me han caído muy bien, tengo una madurez padre. Estoy disfrutando mucho mi vida.

You May Like

EDIT POST