MEZCALENT.COM
Miriam Giglio / Cd. de México
April 14, 2008 AT 01:00 PM EDT

HEREDEROS EQUIVOCADOS
En Pasión, tuvieron que recurrir a un litigio colonial para determinar que Don Timoteo era un vejete senil quien había despojado a su hija de su herencia para regalársela a su esclava convertida en esposa. Con esa maniobra, el viejillo procuraba evitar que Lisabeta, su hija, retornase su fortuna a su verdadero dueño, el pirata Antillano. Para rematarlas, Don Timoteo dejo una cláusula de que si su viuda Camila intentaba compartir un doblón con la ciega, el dinero pasaría a poder de la logia masónica a la que pertenecía el difunto.

Con tanto embeleco legal, el odioso caballero solo consiguió que Lisabeta cobrara un odio parido por su madrastra y que cargada de valijas, tía y primo pirata, se fuera en pos de Camila y oro hasta la Nueva España. La gran ironía es que El Antillano al casarse con Camila volvió a quedar en posesión de la fortuna que su tío le había robado, pero tal maniobra no le granjeó las simpatías de Lisabeta. La ciega se empeñó en recobrar primo y dinero por las vías legales y de paso convirtió a su madrastra nuevamente en esclava. Todo esto se hubiese evitado si no fuera por ese testamento marrullero del viejo manipulador.

El gran peligro de los testamentos telenoveleros es que nombran como herederos a gente equivocada. Al menos eso es lo que piensan los parientes que esperaban heredar. Esto motiva a una cantidad de acciones desde desaparecer el documento hasta matar al afortunado beneficiario. Eso es lo que Montserrat, en Lola…érase una vez busca hacer con la hija bastarda de su marido a quien este ha dejado como heredera de toda una fortuna que la viuda desea para si.

Más sencillo que matar a la heredera es buscar la ayuda de un abogado marrullero que falsifique el documento. De esa manera, Fernando Colunga era desheredado por su falsa prima, en Amor Real y Marlene Favela perdía la fortuna legada por su benefactor en Contra viento y marea.

CLÁUSULAS ARBITRARIAS
Como en el caso anterior, Nydia Cachón, de Yo amo a Juan Querendón, encontró un leguleyo que la ayudo a falsificar el testamento de su marido donde dejaba la fortuna Cachón en manos de su bastarda, Paula Dávila. Pero Doña Nydia no esperaba que el licenciado Perafán se enamorase perdidamente de ella y la obligara casarse so pena de revelar su estafa. La pobre Nydia, ahora de Perafán, sufrió mucho por su delito. Con el tiempo hizo amistad con Paula y su madre, amistad que casi se acaba cuando a Perafán se le ocurrió confesar la verdad.

No todos los inconvenientes testamentarios son causados por beneficiarios descontentos. Otros documentos incluyen cláusulas muy molestas para los herederos. Los patriarcas telenoveleros gozan martirizando a su prole aun después de muertos imponiéndoles peticiones póstumas que más parecen penitencias.

A Ignacio López Tarso por ejemplo le gustaba imponer domicilios forzados. A su Esposa virgen y viuda la mandó a vivir un año en un pueblo perdido de Dios. A su viuda y otros parientes los obligó en su testamento a vivir un año en La casa en la playa, sabiendo que se odiaban entre si, pero que aceptarían para quedarse con su dinero.

Joaquín Cordero es otro que suele interpretar a patriarcas amigos de manipulaciones póstumas. En Entre el amor y el odio provocó muchos problemas al exigir en su testamento el matrimonio de sus dos herederos, Octavio y Ana Cristina interpretados por César Evora y Susana González.

Pero más líos causó en Destilando amor. El patriarca Amador Montalvo dejaba explícitamente indicado en su testamento que su primer heredero sería su primer nieto macho, y eso que se murió cuanto todos sus nietos estaban solteros. En un colmo de machismo, Don Amador exigía que los padres de ese futuro bisnieto fueran sus nietos, a las hembras las dejaba al amparo de sus parientes masculinos. Tan desatinado e injusta cláusula convertía ya a los padres del heredero en rivales, y esa pugna seria la base de la telenovela.

Los testamentos son un magnifico recurso telenovelero pero también una fuente de conflictos y arma manipulación por lo que hacen pensar al publico si mejor en la vida real no será morir intestado.

You May Like

EDIT POST