Getty Images
People Staff
July 20, 2010 AT 04:00 PM EDT

Luego de que un juez de Los Ángeles le ordenará a Lindsay Lohan permanecer 90 días en prisión por haber violado los términos de su libertad condicional, esta mañana la actriz fue esposada por cuatro policías en la corte de Beverly Hills y llevada a una prisión.

La histrión de 23 años llegó acompañada de su madre y su abogado, y aunque le había pedido a su padre que no asistiera, éste también apareció repentinamente.

“Ella tiene miedo como cualquier otra persona lo tendría”, aseguró la abogada de la actriz Shawn Chapman Holley. “Pero está resuelta y va a cumplir su condena”.

La abogada de la actriz aseguró que ella le envió un mensaje de agradecimiento a sus seguidores y les pidió que recen por ella.

“Ella le pide a la gente que oren mucho y la apoyen. Ha aceptado su responsabilidad y lo está tomando con madurez”.

La fiscal Danette Meyers, quien llevó el caso contra Lohan, se mostró complacida de que la joven haya ingresado a prisión y comentó que “los 90 días fueron apropiados” al tiempo que se envía un mensaje claro a los demás jóvenes.

“No manejen cuando tomen. Es un delito serio. Esperamos que este caso le haya abierto los ojos a algunas personas sobre la severidad de sus actos”.

You May Like

EDIT POST