Leah Gramatica
Vicglamar Torres/NYC
December 02, 2010 AT 05:00 PM EST

A los 3 años tocó por primera vez la guitarra y a los 9 ya se había presentado en el Teatro de Puerto Rico, ubicado en el Spanish Harlem, donde creció. A los 17, dejó la escuela para ganarse la vida tocando la guitarra en sitios nocturnos, hasta que consiguió su primer contrato en Detroit y desde entonces José Feliciano no ha parado. Ha ganado cuanto premio existe en la industria de la música, se ha presentado en la Casa Blanca y se ha convertido en uno de los íconos de la música latina.

Hace cuarenta años escribió el clásico “¡Feliz Navidad!”, que se ha convertido en una de las canciones más conocidas del repertorio navideño a nivel mundial y, para celebrar este aniversario y la llegada de la temporada decembrina, se presentará en el Lehman Center for the Perfoming Arts, en El Bronx, este sábado 4 de diciembre a las 2:00 p.m. y a las 8:00.p.m.

Usted creció en Nueva York, ¿cómo se siente al levantar el telón navideño de una institución como ésta?
Muy feliz. Creo que tanto mi público como yo nos sentimos muy felices cuando nos encontramos. Siempre trato de dar lo mejor de mí. Musicalmente siempre me estoy renovando, inventando y haciendo cosas. Soy un artista trabajador, sin escándalos. Por eso es que no aparezco en El Gordo y la Flaca o en Primer impacto, porque no tengo escándalos o chismes que es lo que les interesa a esos programas. A veces me da coraje, que no toman en cuenta a los artistas por sus carreras sino por los escándalos.

Su canción “¡Feliz Navidad!”, que está cumpliendo 40 años, se ha convertido en un clásico del repertorio mundial. ¿Alguna vez pensó que tendría tanto éxito como artista?

No, nunca pensé que esa canción gustaría tanto. La verdad la escribí como un homenaje a nuestra cultura, a los latinos que venimos a Estados Unidos que integramos los dos mundos. A veces pienso que a nosotros los latinos nos da miedo integrar a los americanos a nuestra cultura porque muchas veces no hablamos el idioma. Siempre les digo a las personas que vienen: aprendan inglés, así como también les digo a los latinos que conserven sus raíces. A mí me parece que es una vergüenza que haya hijos de latinos que no hablen español. Yo adoro Estados Unidos y me siento americano, pero soy un latino muy orgulloso de serlo.

Hablando de ser latino, usted inició su carrera en una época en la que el mercado era un poco más restringido para los latinos. ¿Se imaginó que ganaría Grammy’s o que cantaría en la Casa Blanca?
No, niña, no. Si yo nací pobre. Muy pobre. ¿Cómo me iba a imaginar yo que viviría cosas tan bellas? Todo lo que yo he hecho se lo debo al público y por eso creo que tengo que ser humilde. Por eso es que me da rabia con artistas como Luis Miguel y no quiero que se piense que estoy hablando mal de él. Lo estoy citando como ejemplo de algunos artistas que creen que están en el cielo y se les olvida que el público que es el que nos hace y nos deshace está en la tierra. Yo estoy orgulloso de la música que hago, pero no tengo porque ser un ser humano orgulloso.

Hablando de artistas, ¿nacen o se hacen?
Bueno, hoy en día con tanta tecnología muchos se hacen – comenta entre risas– en serio, yo creo que hay que nacer para ser músico y una vez que Dios te da el don o el talento tienes que cultivarlo. Hay gente como Juanes, Juan Luis Guerra, Shakira o Ricardo Arjona que son músicos. Hay otros que no. Por ejemplo, yo creo que en el género urbano muy pocos son músicos: Daddy Yankee, Don Omar no creo que sean músicos. Dentro del género urbano creo que Wisin & Yandel y, Calle 13 son músicos, que lo hacen bien.

You May Like

EDIT POST