José R Pagán
May 25, 2012 AT 10:41 PM EDT

Como protagonista del cortometraje Regresión, que estrena el martes 29 de mayo a través de cortometrajeregresion.com, Jason Canela se muestra ansioso por lo que bien podría ser una nueva carta de presentación para el público.

El actor de 20 años interpreta a Sergio en un drama de amor que se filmó en Miami hace seis meses, bajo la dirección de Jacques Santos, y que cuenta también con la actuación de Angelyka Pérez.

“Es la historia de dos personas que en un punto de su vida tuvieron algo muy bonito, pero era una relación difícil porque era a distancia. Se amaban pero no coincidían, no lograron ser felices. No quieren aceptar eso. Pero él se da cuenta de que no puede ser”, explicó Canela.

“El cortometraje cuenta una anécdota dentro lo que es la historia completa de amor; es un momento de lo que fue la relación”.

Canela enfrentó el reto de adentrarse en emociones que no ha vivido, lo cual es parte habitual del trabajo de un actor. No sabe lo que es estar a millas de distancia de un amor, pero trató de sentirlo.

Regresión está encaminado a llegar a festivales de cine en Colombia, México, Venezuela y Miami, hecho que aumenta sus expectativas. “Estoy ansioso por verlo y escuchar qué le parece a mis fans”, continuó. 

El actor celebra también que este estreno coincide con un momento de crecimiento profesional, pues en junio completará un curso de actuación en el instituto de teatro y cine Lee Strasberg, en Nueva York (donde vive actualmente). Luego se mudará a Los Angeles, donde su nombre comienza a provocar curiosidad.

“Es una escuela increíble. El Jason de antes y el de ahora, cuando se trata de actuación, es otro”.

En el proceso de formación ha contado con el apoyo de su hermano, Jencarlos. “Cada vez que tenemos tiempo nos comunicamos por Skype. Hablamos como amigos. Me ha podido dar consejos y ahí estamos”.

El tío de Nickolás, hijo de su hermano y la actriz Gaby Espino, se muestra nostálgico ante la realidad de estar lejos del pequeño.

“En la vida hay que sacrificar ciertas cosas para lograr lo que se quiere. Me mudé solo a Nueva York y extraño mucho a mi familia y a mis amigos. A Nickolás lo veo por la computadora. Le hablo y ya me sigue en la pantalla, cada vez que lo veo me lo quiero comer. Es increíble. Está hermoso”, concluyó.

You May Like

EDIT POST