Xioger Sandoval
Vicglamar Torres/NYC
July 13, 2010 AT 05:00 PM EDT

Cuando está en el escenario embiste el micrófono tal y como si estuviera en un tendido. Jaime Cuadra es teatral, histriónico, alza los brazos. Se entrega en cada canción, las hace suyas. Aunque se trata de temas que forman parte del repertorio clásico latinoamericano. Por eso el disco se llama Latino, el cual marca el regreso del músico peruano a la interpretación, para lo cual tomó clases de canto y de baile.

“Inicialmente no tenía pensado cantar. Mi idea era producir el disco. Aunque estaba muy claro en que quería rendir un tributo a la música latinoamericana dentro del formato del Big Band”, comenta el intérprete de 40 años. “Hicimos algunas audiciones, buscamos a alguien que interpretara los temas, pero la verdad no dimos con nadie. Así que mi propia gente, mi equipo me fue empujando para hacerlo. Me decían: ‘pero si nadie conoce el proyecto mejor que tú: hazlo’. Y aquí estoy”. El intérprete reconoce que no fue nada fácil. De hecho, gran parte del trabajo inicial fue seleccionar los temas. Tenían 600 canciones escogidas, que se fueron decantando en 300, 100, 50, 30, 20, hasta que quedaron doce. “Las otras dos que conforman el disco tienen la firma de Liliana Shiatarelli”.

Otra parte esencial del buen sonido de Latino recae sobre Carolina Araóz y su banda Jazz Jaus, la cual además de ser una orquesta de jazz es una fundación sin fines de lucro, que se dedica a la formación de jóvenes a quienes quieren además de educar musicalmente, “transmitir valores y darles herramientas para que vivan dignamente”, dice la directora, quien también es peruana. “Con Jazz Jaus queremos marcar pauta y marcar una diferencia”.

Las grabaciones del disco se extendieron por tres meses. “Fue una gran experiencia. Muy enriquecedora en todos los sentidos. Quizás en el momento en que lo estás viviendo te sientes muy presionado, muy estresado porque además estás trabajando duro con los arreglos”, dice Cuadra, quien además es también productor musical.

“Creo que soy muy pesado. El que canta aparece en el escenario y hace su trabajo, pero el que produce está todo el tiempo presionándose y tratando de hacer lo mejor posible. Soy un hombre muy exigente. Acepto las críticas muy bien. De hecho, mi peor crítico soy yo mismo. En cada producción dejó todo. Nunca apuesto por lo que ya existe. Si sale bien o mal lo vemos en el camino, pero no me gusta probar fórmulas que ya han sido exitosas, busco mi propia voz”. Búsqueda que hasta ahora ha sido exitosa y para muestra basta un botón. Con su disco Cholo soy además de ganarse unos cuantos premios y de lograr discos de oro y platino, también logró que tres de las canciones del disco fueran incluidas en la banda sonora de la película Quantum of Solace, el último capítulo de la saga de James Bond. “Para mí fue como un sueño. Sobre todo porque Cholo soy es una búsqueda muy personal. Es una mezcla de folklore peruano con otros ritmos y, para uno como peruano ver sus ritmos en una cinta como ésta es de alguna manera ver la cara positiva de nuestro país”.

var brightcovevideoid = ‘111881159001’;var brightcovewidth = ‘625’;var brightcoveheight = ‘474’;[an error occurred while processing this directive]

You May Like

EDIT POST