Cortesía Telemundo
Vicglamar Torres/NYC
April 01, 2011 AT 05:00 PM EDT

Iván Sánchez le da vida a Santiago Fisterra “El Gallego”, un tipo de origen humilde, tímido, buenmozo, valiente y arriesgado. Un buen piloto de lanchas que quiso hacer fortuna de forma rápida en el peligroso mundo del narcotráfico. Pero a veces el que juega con fuego se quema. Un accidente fatal lo sacó del juego para siempre y, dejó sola a Teresa Mendoza, esa mexicana que le robó el corazón en Melilla y quien prefirió lanzarse con él al mar, en vez de esperarlo ansiosa en la casa. Esa misma mexicana que llegó a convertirse en “La Reina del Sur”, el exitoso melodrama de Telemundo, inspirado en la novela homónima de Arturo Pérez Reverte.

El actor español quien interpretó a Santiago Fisterra, suelta una carcajada al escuchar que su muerte en la historia de la telenovela le resultó injusta al público femenino, al que tenía rendido a sus pies. “¿Y cómo hacemos? Tenemos que seguir el guión, sino lo hacemos no hay ‘Reina’. Se nos acaba la historia. ¿Se imaginan lo triste que hubiese sido que Santiago se retirara en Marruecos o en un pueblito del Sur de España a vivir una historia de amor con Teresa, a pescar y tener hijos? “, comenta el actor español.

Sánchez asegura en un tono solemne que: “La Reina del Sur es una historia de amor, una total historia de amor. Muy al estilo de las grandes tragedias”, dice este actor que no cambia por nada el haber interpretado a Santiago Fisterra. “De hecho, cuando se dio el contacto con la producción me estaban ofreciendo otro personaje. Insistí tanto, busqué tanto hacer a Santiago que me salí con la mía”.

Y aunque su personaje en el melodrama fue corto, no por eso resultó sencillo, entre risas el actor comenta que su mayor reto al interpretar a “El Gallego” fue justamente hacer el acento, porque él no es de Galicia. “Para un madrileño como yo, hablar como gallego fue difícil. Ellos [los gallegos] tienen –una musicalidad diferente a la hora de hablar. Bueno entre todas las regiones y en todos los países –creo– hay diferencia a la hora de hablar. Pero tuve que trabajar duro para preparar el acento.”

Aunque el esfuerzo bien valió la pena porque este proyecto le está dando grandes satisfacciones a Sánchez, sobre todo porque se trata de una historia desgarradoramente real y humana. “Poder estar en una produción como ésta para un actor es un verdadero gozo”, comentó Sánchez, cuyo próximo proyecto es una teleserie llamada Hispania, la cual está realizando actualmente.

Con una emoción genuina, el español de 37 años, describe su trabajo como su hobbie. “A veces me pregunto cómo me pagan por hacer lo que me gusta. Soy un vago al que le pagan por no trabajar. Me divierto y me pagan. Por eso es que dicen que el mundo está al revés. Soy un vago y me pagan por eso”.

Por otro lado el actor asegura que jamás juzgó a su personaje. “Santiago y yo no tenemos los mismos valores, ni las mismas posturas morales en nuestra vida. Sin embargo, no sería capaz de juzgarlo, ni a él ni a ningún personaje. Los actores no debemos juzgar a nuestros personajes. Uno está en este trabajo para sentir, no para tomar posición ante un personaje. De lo contrario, por ejemplo Shakespeare jamás habría pasado del papel, porque no habría manera de justificar las acciones de muchos personajes claves en la historia de las artes escénicas. Además, aunque suene a lugar común pocas veces las historias de ficción logran superar a la realidad. Lo interesante es mostrar cosas llenas de humanidad con las que la gente se pueda identificar”.

Y es justamente en la profunda carga de humanidad que encierra la historia de Teresa Mendoza, que Sánchez cree que está la clave del éxito de la telenovela. “Teresa fue el nombre que le puso Pérez Reverte, pero las Teresas y los Santiagos están en nuestras calles, si nos cruzamos con ellos o no es otra cosa. Pero existen”.

http:/www.youtube.com/embed/H88_FwkzRTI

You May Like

EDIT POST