Getty Images
People Staff
November 08, 2005 AT 01:00 PM EST

Los problemas familiares de Armando Manzanero están pasando a castaño oscuro. Luego de que su aún esposa, Olga Leticia Aradillas, fuera detenida por supuestamente haberle robado un vehículo, la mujer se ha defendido desde la cárcel acusando al cantante de violencia intrafamiliar y complot.

“Armando tiene dos caras, una es la que aparenta ante el público y la otra en la intimidad. Yo soy su quinta esposa y a todas nos ha hecho lo mismo, nos ha golpeado, humillado. Yo he sido la única que me he quejado y por ello es que estoy siendo víctima de una venganza de él y de sus hijos”, señaló Aradillas a Reforma.

La pareja, que vive separada, inició los trámites de divorcio en noviembre del año pasado y según Aradillas las acusaciones de su esposo son una medida de presión para lograr que acepte los términos de la separación legal.

“Manzanero es un hombre poderoso, sobre todo aquí en Yucatán, donde tiene influencias políticas y en los jueces. En noviembre del año pasado presenté una denuncia por una golpiza que me propinó y la querella quedó archivada”, explicó la mujer.

De acuerdo al diario mexicano, en las próximas horas el Juzgado Segundo de Defensa Social del Estado de Yucatán definirá si se dicta o no el auto de formal prisión para Aradillas. “No he cometido ningún delito. Incluso esa camioneta que dicen que me robé, Armando me la había dado como parte del acuerdo de divorcio al que pretendíamos llegar”, afirmó Aradillas. Habrá que ver qué dice la justicia.

You May Like