getty images
People Staff
November 20, 2006 AT 05:45 PM EST

Después de la tempestad viene la calma. Así ha ocurrido con Ernestina Sodi, quien regresó a Nueva York luego de haber pasado varios días en México para lanzar su libro Líbranos del mal y, sin querer queriendo, desatar una gran polémica que terminó con su hermana Laura Zapata en el hospital y las relaciones familares destruidas.

“Estoy impresionada con todo este fenómeno que se dio, de todo este amarillismo, aunque yo solamente quedé como espectadora, [porque] vine a presentar un libro de denuncia”, señaló a La oreja (Galavisión). Tras ser cuestionada por su ruptura con Zapata, Sodi prefirió evadir el tema. “Esos son dimes y diretes en los cuales yo no entro, es algo muy personal, y yo no expongo a mi familia”, recalcó.

De lo que sí se animó a hablar Sodi fue de los sentimientos que tiene por Zapata. “Amo a mi hermana. En una de las páginas del libro digo que ella es el ser humano que más he amado, porque por ella di mi vida y no me importa nada. Es mi hermana y la amo”, explicó. La opinión de Zapata parece ser muy distinta.

You May Like

EDIT POST