The Grosby Group/ The Grosby Group/X17 Online/Grosby Group
jrotulo
March 24, 2014 AT 07:31 PM EDT

“El culo de  Kim Kardashian no es de este mundo”.

Así titula un artículo publicado en el diario español El Mundo en el que varios expertos —entre los que se encuentran una nutricionista, dos cirujanos plásticos y un entrenador personal— debaten sobre las dimensiones, forma y origen del trasero de la famosa.

FOTO: Kim Kardashian presume su trasero

“No es un culo gordo, es un culo raro”, opina la nutricionista Montse Folch, según reporta El Mundo.

Para Folch, el trasero de Kardashian no puede haber alcanzado ese tamaño de forma natural. “No hay una dieta en el mundo que te haga engordar solo el pompis; eso tiene que quedar claro. Si engordas, engordas toda”, asegura la nutricionista.

FOTOS: Kim Kardashian le roba el bikini a su hermana menor… y sube los resultados a Instagram 

Por otro lado, para el cirujano plástico Ramón Vila-Rovira, Kardashian ha tenido que recurrir a técnicas muy concretas para conseguir obtener ese resultado. 

“Si ella ha dicho que no son implantes, que es el método clásico para aumentar y redondearse el trasero, solo quedan otros dos métodos: grasa propia y ácido hialurónico”, afirma el doctor Vila-Rovira.

Otro médico consultado por el diario es el cirujano plástico Jorge Planas, quien asegura que la demanda de aumento del trasero está creciendo. “La demanda de aumento de glúteo ha ido en aumento en los últimos cinco o seis años”, afirma Planas al periódico español, y además asegur que muchas pacientes acuden a su consulta pidiendo el trasero de Jennifer López.

Aun con todas las opiniones de los expertos citados, que apuntan a que Kardashian habría pasado por la consulta de un especialista, el diario no asegura que Kardashian se haya sometido a tratamientos quirúrgicos o similares para conseguir su actual figura. 

Por último, El Mundo buscó la opinión de Jorge Rigali, entrenador personal, quien afirma que existen ejercicios para conseguir aumentar la masa muscular de los glúteos, como por ejemplo la sentadilla profunda, aunque según el experto “es duro, complejo y requiere asistencia”.

Según Rigali, los resultados pueden ser visibles en unos meses aunque una temporada sin realizar los ejercicios necesarios, como en el caso de un embarazo, acabaría con los logros obtenidos.

You May Like

EDIT POST