GETTY IMAGES
People Staff
May 28, 2009 AT 01:00 PM EDT

A sólo unos días de que una revista de espectáculos mexicana publicara unas fotografías en las que Diego Luna aparece muy cariñoso en un bar junto a la actriz Irene Azuela, el actor criticó a los paparazzi y pidió que sus abusos sean castigados por las autoridades.

“Me parece un atentado y algo indefendible”, declaró el actor de 29 años a la agencia AP durante la presentación en la capital mexicana de la cinta Mister Lonely. “Debe ser penalizado”.

El esposo de Camila Sodi también fue captado en marzo en una situación comprometedora en un club de Monterrey, México, con una mujer identificada como Pamela Manzur.

“Es una tristeza que se estén pasando tanto tiempo hablando de cosas insignificantes, que se publiquen chismes, información falsa y banal y que eso tome tanto terreno”, afirmó Luna.

El Charolastra aseguró que su rabia por los fotógrafos se remonta al nacimiento de su hijo Jerónimo, a quien los paparazzi han perseguido constantemente desde su llegada al mundo en agosto del año pasado para obtener imágenes exclusivas.

“Lo qué me pasa dentro de mi casa no va a salir de mí y por más que trato no hay manera, pero ya aprenderé a vivir con eso”, concluyó.

You May Like

EDIT POST