Getty Images
People Staff
June 04, 2009 AT 11:00 AM EDT

El actor David Carradine, mejor conocido por su participación en la serie de televisión Kung Fu y como el objeto de la venganza de Uma Thurman en los filmes Kill Bill, murió ayer miércoles en la ciudad de Bangkok, Tailandia, donde se encontraba rodando una película.

Los primeros informes señalaron que Chuck Binder, el productor de la cinta, fue quien descubrió el cuerpo sin vida del actor de 72 años cuando fue a buscarlo a su habitación.

“Fue impresionante y muy triste”, comentó Binder. “Él estaba tan lleno de vida, siempre queriendo trabajar. Era una gran persona”.

De acuerdo a nuevos informes de la policía tailandesa reproducidos por CNN, el actor fue encontrado ahorcado con una cuerda de nylon dentro del clóset de la habitación en la que se hospedaba. Se presume que la cuerda fue tomada de las cortinas del cuarto del hotel.

De acuerdo al teniente coronel Pirom Chanpirom de la policía de Bangkok, no se ha encontrado señal de que alguien haya entrado al cuarto por la fuerza.

En este momento se realiza la autopsia del cuerpo.

Carradine, quien estuvo casado cinco veces, desde el 2004 compartía su vida con su última esposa, Annie Bierman.

El actor estuvo nominado al Oscar en 1976 por su participación en la película Bound for Glory, en la que interpretó al cantante de música regional norteamericana Woody Guthrie.

You May Like

EDIT POST