getty images
People Staff
May 17, 2006 AT 10:00 AM EDT

Christina Aguilera desató la ira de Mariah Carey tras hacer unas poco amistosas declaraciones sobre ella en la revista GQ, donde afirmó que la diva fue muy desagradable con ella en una fiesta.

“Ella nunca fue cool conmigo. En una ocasión durante una fiesta en la que ella estaba muy borracha me dijo cosas muy despectivas. Pero fue en el periodo en que tuvo una crisis nerviosa, por lo que debe haber estado muy medicada”, lanzó el Aguilera como primera estocada en la publicación.

La respuesta de la ex de Luis Miguel no tardó en llegar. Carey explicó que la actitud de la cantante tiene como intención llamar la atención de la prensa para promocionar su nuevo álbum. “Esperaba que Christina estuviera en un mejor nivel que la última vez que la vi, cuando llegó sin invitación a una de mis fiestas y tuvo un comportamiento bastante cuestionable (…) Es triste y a la vez predecible que use mi nombre para reinventar incidentes del pasado y hacerse promoción”, afirmó Carey tras afirmar que no le guarda rencor a la artista. “Está en mi corazón perdonar y la tendré presente en mis oraciones”, concluyó.

En vez de tirarse dardos, el dúo de divas debería hacer un duelo vocal que resolvería el problema y dejaría a todos sus fans (y los medios) más que contentos.

You May Like

EDIT POST