Getty Images
Claudia del Castillo
October 14, 2015 AT 09:15 PM EDT

En la frondosidad y la humedad de las zonas de ríos y lagos de la selva amazónica peruana, crece un arbusto silvestre con una altura de seis o siete pies llamado Camu-Camu o Myrciaria Dubia (nombre científico). Similar a la cereza, de color verde limón y sabor ácido, es utilizado por los indígenas para sanar y cicatriza heridas. Se dice que también alivia las quemaduras por su alto poder regenerativo.

Los habitantes de esta zona de la selva tienen fama de ser longevos y lucir un aspecto muy joven debido a la firmeza de su piel… ¿Casualidad?

FOTOS: 10 productos con calabaza que revitalizarán tu piel

¿Tez apagada?

El camu-camu te ayudará a lograr un rostro más radiante, llenará tu piel de luminosidad y se convertirá en una adicción saludable. Los científicos han comprobado que posee una alta concentración de ácido ascórbico que es un magnífico antioxidante, y vitamina C natural, lo que hace muy recomendable su uso en la prevención y tratamiento de cuadros gripales y de enfermedades víricas y bacterianas.

VIDEO: Labios de otoño

Las mujeres indígenas lo utilizan como cosmético. ¡Más sencillo, imposible! Se frotan la pulpa en el rostro para aclarar las manchas, dándole así brillo y suavidad. El jugo del camu-camu humecta el rostro y al secarse se convierte en una mascarilla.

REGÍSTRATE AQUÍ PARA RECIBIR NUESTRO BOLETÍN

Tonifica tu piel

Si incluyes el camu-camu en tu dieta, podrás lucir un cutis joven durante mucho tiempo y si tu objetivo es una piel tersa, el camu-camu se convertirá en tu gran aliado. Al contener colágeno, le proporciona una gran elasticidad al rostro y previene la flacidez. Allí lo tienes, el secreto de la eterna juventud cortesía de la naturaleza.

You May Like

EDIT POST