getty images
People Staff
May 29, 2007 AT 06:00 PM EDT

Britney Spears se comunicó una vez más con sus seguidores a través de un mensaje en su sitio de internet. La cantante de 25 años habló de su paso por rehabilitación y de lo difícil que fue enfrentarse a su divorcio de Kevin Federline.

“Recientemente fui enviada a un lugar llamado rehabilitación, lo cual fue una lección de humildad. Realmente toqué fondo. Hasta el día de hoy pienso que no fue alcohol ni depresión. Yo era como un niño travieso corriendo por todas partes con ADD (Desorden de déficit de atención) (…) Creo que todo el problema se debió a que dejé entrar a muchas personas en mi vida”, reveló tras señalar que le están aflorando muchas inseguridades de su niñez. “Es como si nunca fueras lo suficientemente buena”, reflexionó.

En la carta, la cantante admitió que su divorcio de Kevin Federline,de 30 años, con quien tuvo a sus dos hijos – Sean Preston, de 1 año, y Jayden James, de 7 meses – fue una etapa muy difícil de superar. “No sabía a quién recurrir. Me di cuenta de cuánta energía y amor había puesto en esa relación (…) Confieso que estaba perdida”, reveló tras recordarle a sus seguidores que al igual que ellos, sólo quiere ser feliz. “Es tan extraño, porque todos tienen su propia percepción de mi, supongo que nunca comprenderemos realmente la vida. Ése es el trabajo de Dios. Estoy ansiosa de conocerlo… o conocerla”, concluyó.

You May Like

EDIT POST